jueves, 8 de diciembre de 2011

C-42 Seat 850 Coupé TC Abarth

El 11 de mayo de 1965, se presentaba en el salón de Ginebra el Fiat 850 Coupé, junto con su hermano el Spyder, mientras que en España el parque de vehículos se acababa de duplicar en los últimos 5 años, donde más de la mitad eran Seat y donde unas 3/4 eran 600. Era un secreto a voces que Seat completaría su gama entre el 600 y 1500, con el Fiat 850 berlina y era tal la expectación, que se vieron forzados a anular 200.000 cartas de reserva, en parte para evitar la especulación. Después de una larga espera y múltiples retrasos, desde abril de 1966, se comenzaría a vender el Seat 850 al módico precio de 97.457 ptas con impuestos, donde solo se podría encontrar a precio más económico el Coggomobil(más barato 56.280), el 600 o el 2CV, y por encima los Renault 4l, Gordini y 8, el Seat 1500 y los Simca 1000 y Dodge de Barreiros(más caro 326.399). Una época donde cualquier otro coche no fabricado en España, multiplicaría su precio, mientras Seat cada año que pasaba, abarataba su catálogo, y donde fabricaba sin dar abasto los pedidos. Después de presentar los 850 de 4 puertas en versión corta(misma longitud que el berlina) y larga por el carrocero Costa(15 cm más), Seat acabaría de completar su gama con su primer deportivo...

Seat 850 Coupé 1967 1ª Serie

....Sería en Abril de 1967, cuando Seat mostraba el 850 Coupé en el salón del automóvil de Barcelona, donde la única oferta similar la encontraríamos en el escaso y más caro Renault Alpine. Tan solo dos años después Exin sacaba a el mercado su famosa referencia C-42, basada por supuesto en el primer deportivo de Seat. Exin que acoplaba las siglas Turismo Competizioni Abarth, quizás más adecuadas para denominar un 600 preparado por Abarth, pero siguiendo la nomenclatura de su predecesor "El Pelotillas", sin duda se referían a un Coupé "trucado". Quizás la idea vendría después de ver el extenso catálogo de modificaciones que presentaba el Barcelonés Juncosa, capaz de alcanzar 160 Km/h, en su versión que transformaba su motor a 1000 Abarth entre otras. Que más daría si debajo de la carrocería, nos encontraríamos en cualquier caso su motor Rx Abierto de 15.000 rpm. Aunque el Seat coupé, podría ser accesible al precio de 105.000 ptas más impuestos, su carácter más lúdico que practico, contaba con dos plazas traseras pero inhabitables por adultos, lo convertían en el sueño de jóvenes y adultos, hecho que aprovecharía exin para poner en el mercado su miniatura por 420 ptas. Con chasis negro, y guía típica de la época blanca sujeta por tornillo, la carrocería con dorsales de papel, se inyectaría en rojo, azul claro, banco y verde, casi como el original al que solo tendríamos que cambiar verde por beige.


Mientras el 850 se fabricaba para motorizar España, siendo el más matriculado en 67, 69, 70, 71 y 72, y el más vendido y exportado en global, solo por detrás del 600, Exin realizaba dos series de su coupé, con ligeras diferencias. Para la primera deberíamos incluir el detalle del pintado de los marcos de los cristales delantero y trasero. Para la segunda con el mismo molde de cristales pero sin pintar, la inclusión de la banda negra adhesiva longitudinal. En este ejemplo 2 no la tienen pero tampoco tienen los marcos pintados, quizás por que solo unas primeras unidades fueron realizadas con este detalle debido al coste. Como curiosidad, unos moldes fueron realizados sin topes entre la bandeja y chasis, que solucionaron colocando una pieza de "Exin Castillos". Como ejemplo solo uno de los mostrados, no tiene esos topes pero tampoco tiene la pieza exin. En muchas publicaciones podremos leer que se realizó para sujetar el motor. Debido a que la sujeción es la típica de la época, que no presenta problema alguno, podríamos decir que quisieron ajustar mejor el conjunto para evitar vibraciones.  En marzo del 1968, el Seat coupé sería galardonado como el mejor coche del año, siendo el primer coche español en recibirlo. Quizás la culpa empezaría por su excepcional diseño de Felice Mario Boano y su hijo Gian Paolo, en el centro de estilo de Fiat. Exin no escatimaría en detalles, y además de acertar en tamaño y forma su miniatura, la adornaría con correctos parachoques delantero y trasero cromados, al igual que cerquillos en los faros delanteros y traseros, además de los marcos de las ventanas laterales, incluyendo la prolongación del vierte aguas trasero. También hay que destacar los faros antinieblas amarillos, insertados desde el chasis y sus llantas cromadas.

En el habitáculo nos encontramos el piloto con casco tipo Jet, y sus brazos inamovibles formando parte de la bandeja, casi como nos podríamos sentir en el coche real, con sus asientos solo regulables en profundidad, y con los pedales demasiado a la derecha por culpa del paso de rueda interior. La bandeja de color beige, quizás simulando el tapizado nappel muy elegante y de moda en la época, pero insufrible en verano. En 1970, casi 2 años después de su homologo Fiat, aparece la segunda serie, el 850 Sport Coupé, externamente diferenciable por la incorporación de dobles faros delanteros y traseros, e internamente con un nuevo cuadro de mandos con cuenta revoluciones, y sobre todo la mejora del motor, pasando de 843 a 903cc, ganando 5cv que le darían una velocidad punta de serie de 145,6 Km/h.
Hay variados y diferentes placeres que rodean el Slot, si uno de ellos puede ser leer y escribir sobre modelos de tu colección, consecuencia lógica del que intenta buscar un valor añadido de lo que se posee y evitar sufrir en lo posible lo que le falta, habría que añadir el del día Exin. Como si de una religión se tratara, uno saca su circuito fijo, sus herramientas compuestas por pegamento, pulimento, acetona, jabón tipo fairy, cepillos de dientes y trapos, dremel, aguja, alcohol, tornavises, aceite... y se pone manos a la obra. Quizás las 2 partes más agradecidas sean el motor, que normalmente no gira lo que debe o simplemente ni vá, y el techo que sin necesidad de pulir hasta dejarnos el dedo del color de la carrocería, pero si lo suficiente como para disimular las marcas de "croquetas" del pasado. Para finalizar un complemento absolutamente necesario, cambiar los neumáticos, Slot Manía es la opción repro(nunca debieron salir de ese nicho). El resultado la satisfacción de ponerlos en perfecto estado de vitrina y circulación, con sus lógicas limitaciones, tienen más de 40 años...
Conservados en sus cajas originales, algo complicado o casi imposible en algunos de los primeros modelos de Exin.

(Presentación 850 Berlina No-Do)

(Fiat 850 Coupe)

Salud,
Toni Bareta

Pd.:
- Los 850 coupes reales 1ª y 2ª serie fotografiados por el que suscribe en diferentes Autoretros.
- Lectura imprescindible Seat 850 de Ramón Roca.

3 comentarios:

mulsanne stone by álex dijo...

Hola Toni

En casa éramos del Seat 850 Normal, el primer coche de la familia... aunque, francamente, me gustaba mucho más el Coupé, pero es lo que había...

No entiendo casi nada de Exín, pero esos pequeñajos con sus cajitas originales forman un bonito cuarteto... ¡¡¡ felicidades !!!

Un abrazote.

DEMO dijo...

Qué artículo más bonito y entretenido; y como en la alta cocina, bien condimentado y no como algún otro que traba oraciones hablando de estos plásticos de los que me declaro incompetente absoluto, pero que tras leerte me temo que esas son "patas chulas de colores", y tan chulas.

Es bonito coleccionar juguetes antiguos -menos que conservarlos-, restaurarlos como afición o negocio -menos que hacerlos jugables-, porque lo bonito bonito es jugar con ellos... ¿no?

Salud

Toni Bareta dijo...

Como media España, en mi casa también nos movimos con una berlina 850, en este caso azul y de dos puertas. Nunca nos dejó tirados, a excepción de una pequeña trastada que hice cuando ni hablaba, quitándole los fusibles, ja, ja, ja.

Pues si Luís, jugar con ellos y sentir nuevamente el rugido del motor, y sus olores mezclados con el cancerigeno butirato, es muy agradable, son realmente agradecidos.

Un abrazo a ambos-cracks,
Toni

Publicar un comentario

Gracias por visitar la colección de Toni Bareta.
Contestaremos tu comentario lo antes posible.